*

Escucha ahora
Temas del día:
Radio en vivo TV en vivo
Escucha ahora
También en:

¿Cómo puede afectar la diabetes a tus ojos y qué puedes hacer al respecto?

En el mundo, hay 422 millones de diabéticos. En Perú, somos más de 2 millones y vamos en aumento. En ciudades como Lima, el 10% de la población tiene diabetes.

La retinopatía diabética es la enfermedad ocular generada por la diabetes.

La diabetes se ha convertido en un problema de salud pública en el mundo. En Perú, aproximadamente 1,4 millones de personas mayores de 15 años padecen este mal, de acuerdo con cifras del Ministerio de Salud (Minsa). Lima, Arequipa y Piura presentan más casos, debido al estilo de vida más moderno y al acceso a productos procesados.

Esta enfermedad se origina por el aumento de los niveles de glucosa (azúcar) en la sangre. Desde su diagnóstico, es importante que el paciente mantenga un adecuado control, dado que podría involucrar a otros órganos, como los ojos, riñones y cerebro. Así lo explicó el doctor Héctor Palacios, especialista de Oftálmica Clínica de la Visión.

"La diabetes daña directamente a los ojos, afectando distintas zonas de este órgano, pero en mayor medida a la retina. La lesión en esta capa genera retinopatía diabética, afección ocular que ocurre cuando los niveles altos de azúcar en la sangre causan daño a los vasos sanguíneos de la retina", indicó.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), el 1% de las principales causas mundiales de discapacidad visual son generadas por la retinopatía diabética.

Síntomas

La retinopatía diabética presenta como síntomas iniciales lesiones leves en los vasos sanguíneos de la retina, microaneurismas, microhemorragias e incluso inflamación de la mácula, parte central de la retina que permite leer y ver detalles. Por otro lado, en casos más avanzados, el organismo crea nuevos vasos al tratar de suministrar sangre. Sin embargo, estos son anormales y no brindan un flujo sanguíneo correcto.

Adicionalmente, la enfermedad puede ser generada por la diabetes tipo 1 o tipo 2. La de tipo 1 se origina por un problema en el sistema inmunológico, mientras que la de tipo 2 se desarrolla en cualquier momento de la vida del paciente y su aparición está relacionada a hábitos alimenticios y al estilo de vida.

¿Qué hacer?

Palacios detalló que el tratamiento para este mal es la cirugía. Actualmente existen dos procedimientos: la fotocoagulación con láser (que destruye las estructuras anormales de la retina) y la vitrectomía (técnica que extrae el vítreo, gel transparente que rellena la cavidad ocular).

Además, existen fármacos que previenen la formación de vasos sanguíneos anormales, los cuales son aplicados mediante inyecciones intravítreas (dentro del ojo). Si los pacientes se examinan de manera oportuna y siguen las pautas de tratamiento estándar, menos del 5% de los diabéticos desarrollará una pérdida grave de la visión.

El especialista recomendó a los pacientes diabéticos tener un control periódico con su endocrinólogo. Además dijo que es importante realizarse exámenes frecuentes, de acuerdo a lo que el especialista indique. Finalmente, sugiere optar por una dieta balanceada, realizar ejercicios y evitar bebidas alcohólicas. (Andina)


SIGUIENTE NOTA
Políticos y figuras de la TV peruana lamentan la partida del 'Gordo Casaretto'
Actualidad
Políticos y figuras de la TV peruana lamentan la partida del 'Gordo Casaretto'
29/05/18 - Capital