*

Escucha ahora
Temas del día:
Radio en vivo TV en vivo
Escucha ahora
También en:

¿Qué dice de la salud el color de tu lengua? Aprende por qué es importante cepillarla

Para garantizar una buena salud bucal debes realizar una correcta limpieza, pero también se debe mantener una alimentación saludable para reforzar las defensas del cuerpo.

Modera el consumo de las bebidas alcohólicas y no fumar, pues causan daños en los tejidos de la boca.

Cada vez son más las personas preocupadas por su salud bucal. Sin embargo, uno de los errores más frecuentes es pensar que una buena limpieza consiste solo en cepillarse los dientes, dejando de lado la lengua, causante principal de la halitosis o mal aliento, lo que puede afectar no solo la salud bucal sino la autoestima y el entorno social.

La lengua es una parte muy importante de la boca, que permite realizar acciones básicas como hablar, masticar, tragar y degustar los alimentos, por lo que se ve expuesta a miles de bacterias que se acumulan en ella y se desplazan a toda la cavidad oral. Es así que realizar una correcta higiene ayudará a prevenir el mal aliento, caries, gingivitis, xerostomía (boca seca) y la periodontitis.

Una manera de saber el estado de la lengua es por su color. Un tono rosado indica que está en buen estado, pero si presenta un aspecto blanquecino puede ser indicio de algún problema. Un buen cuidado no solo permitirá una óptima salud de la boca, sino también mejorará la capacidad del sentido del gusto. La Dra. Jubitza Loayza, Periodoncista y Director Médico de la Clínica Eurodent, indica cómo se debe realizar una correcta higiene lingual.

1. Limpiadores linguales. Utilizar al menos dos veces al día para poder eliminar las bacterias acumuladas en la lengua. Recuerda utilizarlos sutilmente y sin forzar, pues el uso incorrecto puede dañar las papilas gustativas.

2. Herramientas de limpieza. Complementa la limpieza con hilo dental y un enjuague bucal sin alcohol para evitar imitaciones y poder limpiar los lugares en donde el cepillo no llega. Además ayuda a combatir el mal aliento.

3. Mantener una higiene bucal adecuada. Utilizar un cepillo dental con cabezal pequeño, y cepillar los dientes mediante suaves movimientos de arrastre, colocando el cepillo en el margen de la encía con un movimiento de barrido hacia el borde del diente, en orden tanto de superficies externas e internas.

4. Realizar visitas periódicas a su dentista. Visitar al dentista por lo menos dos veces al año para examinar la boca y complementar el cuidado de la salud bucal, con el fin de prevenir la aparición de enfermedades bucales o controlarlas de manera que no desencadene otros problemas dentales.


SIGUIENTE NOTA
¡Llegó el verano! Aprende cómo cuidar la salud bucal de tus hijos en esta temporada
Actualidad
¡Llegó el verano! Aprende cómo cuidar la salud bucal de tus hijos en esta temporada
21/12/18 - Capital